Páginas vistas en total

lunes, 12 de enero de 2009

Peligro en la intimidad


El director americano William Friedkin es capaz uno de esos casos raros que están ocultos en la historia del cine. Capaz uno de los realizadores más importantes de la primera etapa de la década del 70, el director proveniente de Chicago se encargó de estar detrás de las cámaras de dos films tan importantes como lo son Contacto en Francia y El exorcista (en los años 1970 y 1972, respectivamente). Dos películas que, sin lugar a dudas, abrieron un nuevo camino en el genero de la acción y el terror. Contacto en Francia, capaz uno de los mejores policiales de la historia, le permitió al señor Friedkin alzarse con un premio Oscar como Mejor Director ganándoles en el rubro a dos pesos pesados de ese año, quienes eran ni más ni menos Stanley Kubrick y el joven Peter Bogdanovich (por sus trabajos en La naranja mecánica y La última película respectivamente). Dos años más tarde, Friedkin se encargaría de trasladar a la pantalla grande El exorcista, la exitosa novela de William Peter Blatty. El resultado fue una absoluta obra maestra que quedó en la historia por sus impactantes escenas y su interesante opinión sobre la lucha del bien y del mal. Luego de estas dos gemas del cine, la carrera de William Friedkin cayó notablemente. De vez en cuando alguna película sobresalía pero nunca pudo recuperar la tan rica carrera que se avecinaba luego del estreno de El exorcista. Luego de dirigir algunos títulos mediocres (y otros interesantes como Vivir y morir en Los Angeles o la versión de El salario del miedo) Friedkin rodó en el 2006 uno de sus títulos más interesantes de su filmografía. Presentada en el Festival de Cannes en ese mismo año, Bug, su ultimo proyecto hasta la fecha su alzó con el premio FIPRESCI (premio de la critica) en la Quincena de los realizadores del tan importante festival. 

Bug relata la historia de Agnes (la mejor actuación de Ashley Judd en su carerra), una madre desvastada por la desaparición de su hijo. Agnes vive en un motel en medio del desierto norteamericano, completamente abandonada, infeliz, solitaria. Un día, una amiga (o novia) le presenta a Peter Evans, un misterioso y tímido hombre con el cual Agnes empezará a relacionarse. Pero los problemas se presentan cuando Peter comience a demostrar una terrible obsesión por los bichos que según el están en todo el cuarto donde se aloja Agnes. El secreto de Peter (que no revelaré para no arruinarles la sorpresa) hará que Agnes en su búsqueda de salir de sus propios problemas, se integre en la obsesión de su nueva relación.

No solo se trata de bichos, Bug es un complejo estudio sobre el ser humano, sus miedos, obsesiones, y la necesidad del amor entre las personas. Agnes buscará en Peter sus días felices que fueron extirpados luego de la desaparición de su hijo y Peter encontrará en ella el refugio perfecto para depositar su paranoia. Rodada con un presupuesto mínimo, la cámara de Friedkin no se despega casi nunca del lugar de los hechos y de sus protagonistas. Al igual que en El exorcista, el director de Contacto en Francia crea por una parte una puesta en escena sencillamente aterradora que hace recordar a su obra maestra de 1972 en la forma en que es creada la atmosfera partiendo de un lugar tan minúsculo como lo es el cuarto del motel en Bug o como era la habitación de Regan en la mencionada El exorcista. No exagero si digo que el talento de Friedkin sigue intacto luego de estos años. Y esto se ve en muchas de las escenas del film. El vuelo del helicóptero, la escena de la cama, la extirpación de muela de uno de los personajes, y los últimos tramos de la película son simplemente extraordinarios.
Si Bug genera el grado de credibilidad que posee, aparte de la excelente dirección de Friedkin, es por sus actuaciones. Ashley Judd, como escribí anteriormente, realiza la mejor actuación de su carrera y es acompañada con solvencia por un increíblemente aterrador Michael Shannon.

A pesar de no ser perfecta (tarda un poco en empezar con el conflicto), Bug es un interesante análisis del ser humano, el amor, la paranoia y la locura del hombre frente a sus propios miedos. Y es, finalmente, el retorno de un director que esperemos vuelva a hacer proyectos tan increíbles como en la década del 70 y porque no, como al fin y al cabo, Bug.



BUG (Estados Unidos, 2006)
Dirección: William Friedkin.
Interpretes: Ashley Judd, Michael Shannon, Lynn Collins y Harry Connick Jr.
Guión: Tracy Letts basado en su obra homónima.
Producción: Micahel Burns, Malcolm Petal y Kimberley C. Anderson.
Fotografía: Michael Grady.
Montaje: Darrin Navarro.
Música: Brian Tyler.
Calificación: 7



3 comentarios:

Michifus dijo...

Me intriga esta película.
Es verdad, después de Contacto... y de El Exorcista Friedkin no hizo nada tan genial (la maldición de El Exorcista?). Igual se rescatan la mencionada Vivir... y La Cacería, que me gustó mucho.

M

EL ODIANTE dijo...

En cuando a tu pregunta sobre qué vale la pena ir a ver esta semana, te recomiendo que vayas el Viernes a las 20hs al cineclub Mon amour que organiza mi amigo Marcos Vieytes, colaborador de El Amante entre otras cosas. Está muy bien, dan Diabolik.

Busca en el google Cineclub Mon Amour.

Y esta de Friedkin la quiero ver. El tipo es un groso (y no lo digo por que sea enano).

Patetico Hombrecillo dijo...

Estoy de acuerdo con vos... La vi hace más de un año y medio pero la tengo bastante fresca. Me gusto, el clima, el ambiente que crea Friedkin es asfixiante... la actuacion de Michael Shannon es muy buena, pero creo que podria haber sido un poco mas extremo en la paranoia, no atarse tanto a la obra de teatro. Acentuarse un poco más en la tensión, en las imágenes abstractas. Ashley Judd no me gusto del todo en el personaje. Fijate sino en lo que hizo Joffe con "Captive", que sin seer tampoco una gran pelicula, supo poner un poco mejor su impronta que Friedkin. A ambas peliculas las criticas las mataron porque no las entendieron. Friedkin siempre lo considero interesante (mas que Stone en muchos sentidos) posteriormente a Contacto y El Exorcista, tuvo peliculas de ambiguo mensaje como Cruising o Reglas de Combate. La Caceria es demasiado industrial. Y una buena remake para television de 12 Hombres en Pugna. Yo sigo esperando una gran pelicula de el, pero no creo que sea una que tenga gran difusion, sino una que pase casi desapercibida pero que tenga muchos puntos en comun con toda su filmografia y realmente este a la altura de sus mejores trabajos. Stone es poco regular, pero a la vez es fiel a si mismo, sigue gustandole generar polemica, aunque a veces sea gratuita, y prefiero esto antes que cualquier pelicula entretenida pero que se olvida a los 5 minutos de verla